Utilizamos Cookies de Publicidad, las cuales te muestran publicidad relacionada con tus preferencias y Compartimos estos Datos con Google y Automattic. Aceptas esto si continúas navegando por nuestra web.OK | +INFO

Capítulo 8×01 de LQSA: mucha trama en un solo episodio

Un capítulo fuerte, con muchas tramas, un gran episodio de estreno y una gran audiencia, un regreso, sin duda, por todo lo alto aunque no ha gustado la previa making of 8×00, que se prolongó hasta más de las 22h40 y el episodio, acabó superada la media noche: os dejamos a continuación con las audiencias sociales y en tv del 8×01 de la que se avecina, y justo debajo, el criticanálisis redactado por nosotros donde analizamos el episodio 8×01 desde un punto crítico, al detalle y con imágenes, no os lo perdáis:

AUDIENCIAS

En audiencias sociales, la que se avecina lidera, con el hastag #LQSA1, el oficial, pero también hubo otros como#Fina, #Fermín, #Amador…

Lidera en comentarios el sexo masculino con un 60% frente al 40 de mujeres, más del 70% de comentarios positivos, 106.200 comentarios totales por 63.273 usuarios, con minuto de oro a las 22:43 cuando dio comienzo el episodio 8×01 ante 4.960 comentarios en solo un minuto.

En televisión, el making of 8×00 especial premiere consiguió obtener  3.370.000 espectadores y un 16,00% de share.

El episodio de estreno 8×01 que comenzaba temporada consiguió  4.465.000 espectadores y un 25,6% de share.

El episodio 6×01 emitido en late night tras el 8×01, obtuvo 1.079.000 espectadores y un 21,1% de share.

ANÁLISIS

Este episodio tenía que ser grande, ya que es el que marca el principio de la nueva temporada, sin embargo, no solo vimos tramas abiertas, cierres inesperados de antiguas sino que además nos encontramos con mucha trama en un solo episodio: vecinos nuevos, Estela deja a Fermín por otro, Fermín y Javi están en la ruina y necesitan alquilar/vender el bajo, algo que consiguen, y con consiguen, queremos decir en ambos casos, algo que lleva 5 cameos y una estupenda trama…

bertique

Daremos comienzo al análisis del episodio partido en 3 tramas generales, y, posteriormente, os dejaremos con la crítica:

Un hombre salvaje

Amador lleva 6 meses en el bosque: a pesar de que debería ser imposible, la guardia civil lleva 6 meses intentando ‘cazarle’ pero no lo han conseguido. Finalmente, un brusco plan acaba con la vida bosquehumana de Amador: este llega a la carretera, donde al ver un coche e intentar pararlo, este coche acelera y Amador decide fingir que lo han atropellado para cuando otro pase, que resulta ser un camión que lo deja en la capital, en pleno Madrid.

Allí tras mucha andadura, acaba parando en una construcción temporalmente abandonada que corre a cargo de Percebesa, donde está La Chusa con la que tendrá una importante relación. Cuando ambos van a limpiar los parabrisas de los coches en los semáforos, se encuentran con un ‘rico’ que les paga 10 euros para que no lo hagan, porque lo dejan hecho una ‘chapuza’, y allí Amador se encuentra con algo inesperado: en la parte trasera de ese coche, se encuentran sentados sus hijos, a los cuales grita para que salgan, pero estos no le responden: al verlo con amplio pelo y barba, no lo reconocen con su aspecto actual y Amador piensa instantáneamente que estos han sido secuestrados: afortunadamente esto no es así, ya que solo han sido acogidos por una familia de forma temporal, familia adinerada, que obliga a los niños a ir a un colegio privado uniformado: esto no gusta a ninguno de los jóvenes.

Entre tanto, Maite Figueroa ha pasado casi 6 meses en prisión, y ahora Rebeca, su abogada y vecina, la ha conseguido sacar a condición de que lleve una pulsera que limite sus salidas de casa de 4 a 6 de la tarde y, si encuentra trabajo, en su jornada laboral: deberá quedarse de arresto domiciliario, esa es la condición de su media ‘libertad’: ¿No estaba mejor en la cárcel, que la dan hasta de comer…? Ya lo vivió 2 años atrás.

amador1

Maite descubre que la asistenta encargada durante esos 6 meses de cuidar a los hijos de esta se los ha dado en acogida temporal a otra familia, con lo que Maite se deprime: ha perdido su familia, su vida, a sus hijos: no tiene absolutamente nada, excepto unas buenas amigas que la dejan vivir en su casa, donde ya son muchos:

En el 1ºA ya son Raquel, Nines y Coque, ahora Maite y para 2 habitaciones y una casa reducida, el espacio empieza a ser muy limitado: Coque ha ido a vivir con Nines, su nuevo gran amor, y Amador decidirá ocupar la caravana de Coque al saber que este ya no está en ella: ya ha conseguido un hogar más o menos estable: una caravana.

Maite sufre y sufrirá bastante con la pulsera que, en su pié, la impedirá salir de su propia casa a no ser que sea en horario de 4 a 6 horas de la tarde: 2 horas al día. Si incumple este arresto, un sonido acústico constante suena en la pulsera, la cual manda un mensaje a la policía, así cual lo hace si esta se encuentra averiada o intenta ser manipulada por Maite o bien por alguien que la ayude.

Amador, antes de llegar a Montepinar de nuevo tras 6 meses en el bosque y de ir a vivir a la caravana, intenta recuperar a sus hijos, los cuales cree secuestrados pero acaba detenido: la guardia civil en 6 meses no, pero la policía sí consigue reducir al bosquehumano.

Retenido, Rebeca, su abogada, llega y no lo reconoce a simple vista: no da crédito a lo que ve y saca a Amador y Chusa de los calabozos: mientras firma su salida, Amador, que apuntó la matrícula del coche donde creía que sus hijos estaban secuestrados, lo busca en la base de datos de la policía en un despiste de los guardias, algo en lo que La Chusa colabora, y acude al chalet de este para recuperar a sus hijos: Rebeca, al enterarse, acude de 4 a 6 con Maite para evitarlo, pero Amador y La Chusa son pillados por la mujer de acogida de los niños, la cual acaba de salir de la ducha y corriendo ante verlos en su casa, se resbala y cae por las escaleras: se les ocurre llevarla a la ducha y justificar una caída, pero llega su marido con los niños, los mini Cuquis y estos reconocen a Amador y La Chusa como ‘Los del semáforo’: cuando Amador habla como es, con Pinchito, Salami y los hijos lo reconocen, no les importa su aspecto: solo que su padre, ha vuelto a por ellos: Cuando salen por la puerta, llegan Maite y Rebeca y los niños vuelven de nuevo al chalet: ninguno de ellos parece estar a gusto ni con uniformes escolares ni con una vida en la que el dinero no es un problema, prefieren a sus padres y la ruina que la gran vida y padres falsos de acogida, sin embargo Ojos de Pollete parece ser más ligero y se decanta un poco más por esa nueva vida, más aún cuando La Chusa lo asusta al igual que al resto, ya más mayores al sacar su navaja…

Una vieja maldita

Una nueva vecina llega a la comunidad de montepinar: se trata de Doña Fina, una señora mayor bastante solitaria, pero muy agarrada, y que insultará mucho a todos los vecinos: sorprende que sepa mucho sobre todos cuando nadie se lo cuenta, más aún que molesta por las noches a los Recio, y este acaba quejándose: Fina, la cual quiere que la llamen Doña Fina, no puede soportar perder ante Recio, y decide darse contra el marco de la puerta fingiendo que Recio ha sido el causante: llama a la policía y Recio es detenido acusado de pegar a Doña Fina: en juicio rápido, Doña Fina consigue un testigo falso y visto para sentencia, parece ganar el juicio donde descubrimos que se apellida Palomares, algo que suena a Recio: Palomares, Germán, el moroso: ¿Casualidad?… Tal vez… No.

Entre tanto, la alcaldesa de Madrid se reúne con Enrique Pastor para organizar una Paella en un barrio de Madrid, en la que habrá Marisco que se encarga a Percebesa: cuando Antonio Recio se entera de esto, no da crédito ante que Enrique, su amigo, no haya contado con él para el Marisco, y, finalmente, toma la iniciativa de ir a ver a la alcaldesa para convencerla de que compren su Marisco para la Paella, y no se lo compren a Percebesa: tiene suerte, sobre todo cuando la dice que es íntimo amigo de Enrique.

Ahora, ante la responsabilidad de tener que dar Marisco fresco a los habitantes del barrio, Enrique debe supervisar que el Marisco del Recio sea fresco y no del que huele a mar, según Recio, y que no está malo cuando en realidad lleva meses pasado y caducado…

dofina

Cuando lamentablemente Antonio, de forma injusta es detenido ante la falsa argumentación de que agredió a Doña Fina, este pasa la noche en los calabozos, teniendo que ser Berta la persona encargada de llevar el Marisco a la Paella con la furgoneta: pide ayuda a Coque, quien, al fin, se niega a hacer algo a alguien de la comunidad entrando extra profesionalmente en sus labores excusando que no le pagan, y que no le da la gana: Berta acude sola con la furgoneta y en un lío fallo con los pedales, no frena y se lleva por delante el escenario. Enrique salta encima de la alcaldesa para protegerla y ni Berta ni nadie han sufrido daño alguno, solo desperfectos y el final del evento: la crisis, el pueblo, la alcaldesa: titulares que aparecieron al día siguiente en los principales periódicos de Madrid. La alcaldesa, ya fruto de otros titulares, predominó porque se pasó bebiendo y estaba un pelín borracha: está enchufada en el cargo, no hace nada a derechas y menos sola, y por no saber no sabe ni salir de su despacho…

Una vez en Montepinar, Enrique le dice a Antonio que le va a denunciar por lo que su mujer hizo, arruinando el evento, este bastante tiene con Doña Fina, pero Enrique y los demás se empiezan a dar cuenta de que no es trigo limpio, y deciden llamar a los familiares que la trajeron a Montepinar, los cuales accedieron a dar un cheque a la comunidad por valor de casi 3.000 euros equivalente a las cuotas de la comunidad de 2014 y 2013, según la ley los reclama: cuando llaman al teléfono, se encuentran con una sorpresa: no existe. Enrique, nos han hecho el lío, son las palabras de Recio ante la situación.

Un fantasma chupando un caramelo

Fermín y Javi atraviesan problemas económicos, tanto es así que no sabían que Lola, avaló la compra del bajo con el ático, así que si no pagan pronto al banco, les embargan el bajo, el ático y se quedan sin casa: parece que van a tener el mismo destino que los Cuquis cuando una racha de suerte les llega:

Una pareja de gays quiere comprar el piso, y Javi cierra un primer proceso de compra-venta sin saber que, mientras tanto, Fermín estaba alquilando el piso a una pareja con contrato de mínimo 3 años de por medio: el precio que los gays estaban dispuestos a pagar era de 180.000 euros, así que solo tienen 2 opciones: o se retiran y se quedan con los alquilados, o bien se las apañan para echarlos: como tienen un contrato firmado, lamentablemente no será tan sencillo, pero a Fermín se le ocurre inventar una historia de fantasmas y espíritus: supuestamente su madre está atrapada en el bajo y usan al vampiricántropo de la serie de tv que Lola hizo tiempo atrás: se lo quedaron pero necesitaban a alguien para meterse dentro al que pagaron 50 euros de la señal que pagaron los inquilinos por el piso: desafortunadamente los pillan pero finalmente, acceden a irse: la pareja se ha roto y ella quiere denunciar a Fermín para reclamarle os gastos de la mudanza, así como los 200 euros de alquiler que no han sido devueltos…

lqsa1

Fermín y Javi ya tienen vía libre para vender el piso a la pareja gay, pero se encuentran con otra sorpresa: estos han visitado la Atalaya del Arcipreste, la competencia de mirador de montepinar con mejor calidad, donde tienen un piso por menor precio y no compran el bajo: por intentar y conseguir echar a los inquilinos que pagaban un alquiler fijo mensual, se han quedado sin inquilinos y sin venta: vuelven al punto de partida: o lo venden/alquilan, o lamentablemente serán embargados, corriendo la misma suerte que la familia Rivas-Figueroa.

PUBLICIDAD



Comentar

El Comentario será enviado para su moderación, por lo que puede tardar en aparecer publicado. No es necesario que introduzcas tu Nombre para comentar.