Antonio Recio Matamoros

Apodos: El Rancio, Pescadero, Perillitas.

Profesión: Pescadero no: ¡MAYORISTA, NO LIMPIA EL PESCADO!

Su vida: Antonio Recio se mudó a Mirador de Montepinar harto de denunciar a sus anteriores vecinos (lo de que le denunciasen era secundario, ya estaba acostumbrado). Su mujer lo engañó con el conserje, su hijo es gay, bueno, era, ahora se ha hecho un cambio de sexo y es una mujer y para colmo descubrió que era un niño robado… Así, normal que vuelque toda su ira en la comunidad Montepinar, a la que castiga con la presidencia. Primero será Mirador de Montepinar, y después… ¡La Moncloa!, en cuanto haya elecciones, se presenta, y sino, al tiempo, otro centollazo al presidente. No todo es malo: ha vuelto con su mujer, Berta, se han vuelto a casar tras divorciarse, y está aceptando, aunque le cuesta, que su hijo ahora es hija y se llama Alba.

Sus gustos: España, la Guardia Civil, la presidencia de Mirador de Montepinar… Y del Gobierno Español.

Sus odios: Es homófobo, xenófobo, anti-demócrata, y cualquier cosa que pueda amargar a los demás… En realidad le encanta.

Sus frases: 1.- Antonio Recio, mayorista… ¡No limpio pescado! 2.- ¡Me minas la moral! 3.- ¿A que te pego un tiro? 4.- ¡Pues te confisco el felpudo!

Secretos del personaje: Antonio Recio es un personaje xenófobo y homófobo, un paranoico contrafóbico, machista… Es un ser despreciable, pero a la gente le encanta porque en el fondo tiene una cosa buenísima: que siempre dice lo que piensa. Es el personaje que más terapéutico resulta de escribir en guiones.

Los guionistas pensaron hablar con Jordi Sánchez, Antonio en la serie para crear un partido político real y presentarlo a las elecciones… Le votaría mucha gente, lo mismo ganaba y todo… El problema que ocurre es que Jordi, el pobre, es justito lo contrario que Antonio Recio, un personaje que interpreta y es ficticio, no real, es la mayor diferencia que han visto en sus vidas entre cómo es un actor y el personaje que interpreta…

Cuando Jordi tiene que hacer una lectura de guión con uno nuevo, la primera vez siempre habla bajito porque le da vergüenza… Es un tío muy tímido, pero luego ya se va soltando…

El éxito del personaje no es raro. El libro más vendido de la historia de España es el Quijote, una comedia, y su héroe es un pringado iluminado. El héroe español es el Quijote y nuestro género, la parodia. Antonio Recio es el Quijote de nuestro tiempo, sin comparar desde luego la serie con el clásico. Es lo mismo por lo que han funcionado otros personajes como Torrente: no es un análisis tan difícil de hacer… Tienen ese punto de parodia que tanto nos gusta.